jueves, 27 de septiembre de 2007

Dos poemas

Los olvidados


“ Deberíamos morirnos
todos antes de nacer “
El ciego de Buñuel


Os Esquecidos
“Deveríamos morrer todos
antes de nascer”
O Cego de Buñuel







maldita trama
maldita trama
que entre la indiferencia y el deseo
que entre a indiferença e o desejo
esconde a la mujer
esconde a mulher
maldito el día
maldito o dia
que nos azota con sus horas banales
que nos açoita com suas horas banais
maldita ciudad
maldita cidade
que nos priva de sus putas
que nos priva de suas putas
implícitas y de las lícitas
implícitas ou lícitas
maldita la metáfora
maldita a metáfora
bebida espirituosa de poderosos y de débiles
espirituoso licor de débeis e de poderosos
maldita mi cobarde adolescencia
DANDY MAKÁ / 25
maldita minha covarde adolescência
que se abstuvo de ultrajes y violencias
que se absteve de ultrajes e violências
maldita confusión de criaturas
maldita confusão de criaturas
la calle
a rua
maldita mi geografía corporal
maldita mia geografia corporal
incapaz de la tempestad
incapaz de tempestades
que pueda llenar de semen el estanque
que possam encher de sêmen a piscina
de una diosa
de uma deusa
maldito barrio
maldito bairro
sin perros que despedacen a los hombres
sem cães que despedacem homens
maldito otra vez el día
maldito outra vez o dia
que oculta el sendero de la lujuria
que oculta a trilha da luxúria
maldita también la noche
maldita também a noite
que nos da al mismo tiempo
que nos dá ao mesmo tempo
el cansancio y el sueño
o cansaço e o sonho
Maldita mi alma
Maldita minha alma
embrujada casa poblada por los fantasmas
enfeitiçada casa povoada pelos fantasmas
inagotables de la envidia y el miedo
intermináveis da inveja e o medo

maldito aquel otro
maldito aquele outro
Que duda en matarme cuando me mira
Que não decide matar-me quando me observa
maldita aquella
maldita aquela
que no intuye a la bestia que apacigua
que não intui a besta que apazigua
o a la locura que suspende
ou a loucura que suspende
mil veces maldita mi tierra
mil vezes maldita minha terra
de leves mariguanas y portentosas pustulencias
de leves marijuanas e portentosas pustulências
maldito mi padre
maldito meu pai
que no me mató al tercer día de mi inocencia
que não me matou no terceiro dia de minha inocência
maldita la luz
maldita a luz
fulgurante escenografía de la frustración
fulgurante cenário da frustração
maldito mi tiempo
maldito meu tempo
post-neolíticamente complejo y anodino
pós-neoliticamente complexo e anódino
maldita la flor
maldita a flor
que no explota con su musculatura cromática
que não explode com sua musculatura cromática
sobre mi torpor
sobre meu torpor
maldita la música
maldita a música


que en su perfecto y redondeado aleph
que em seu perfeito e arredondado aleph
me excluye
me exclui
maldito el amanecer pero con todos
maldito esse amanhecer mas com todos os seus
sus gallos pavlovianos
galos pavlovianos
maldita la tarde
maldita a tarde
y sus adustas y orgullosas hormigas
e suas adustas e orgulhosas formigas
maldito el poeta
maldito o poeta
de voz dulce y semen agrio
de voz doce e sêmen amargo
por no abarcar el infinito con la palabra
por não abarcar o infinito com a palavra
ni aplastar la carne con la mano
nem esmagar a carne com a mão
por no irrumpir en la obscenidad
por não irromper na obscenidade
total del verbo
total do verbo
maldito el criminal
maldito o criminoso
maldito el loco
maldito o louco
por no desangrar el acto
por não sangrar o ato
o abortar la risa
ou abortar a risada
maldito al fin vos Orfeo
maldito enfim você Orfeu
y tu impotencia para arrastrar a la muerte

e tua impotência para arrastar a morte
bella o fea deslumbrante o fláccida
bela ou feia deslumbrante ou flácida
hasta todos nosotros
a todos




DANDY MAKÁ /



My girl

Mi chika-ì




concha rumorosa poblada de vertiginosas
vulva rumorosa povoada de vertiginosas
imágenes lascivas
imagens lascívas
concha amazónica y barrosa para meter el pie
vulva amazônica e lamacenta para meter o pé
y lavar la mano urbana
e lavar a mão urbana
concha feudal plagada de mandrágoras y belladonas
vulva medieval espessa de mandrágoras e beladonas
concha barriobajera para tatuar al hombre
vulva vilera para tatuar o homem
concha oracular hambrienta de sumisiones
vulva oracular gulosa de submissões
y lacónica en sus verdades
e lacônicas em suas verdades
concha enmascarada de vulva putesca
vulva mascarada de vulva putana
y labios de niña
e lábios de menina
concha musical de vaporosa y ubicua sustancia
vulva musical de vaporosa e ubíqua substância
concha gótica de lágrimas rojas y ojos disueltos
vulva gótica de lágrimas vermelhas e olhos dissolvidos
sin la acidez acuosa del cuerpo
sem a acidez aquosa da carne
concha eléctrica en cada una de las piedras
vulva elétrica em cada uma de das pedras
de sus estratos más oscuros
de seus estratos mais obscuros
concha histérica que traduce en ardores
vulva histérica que traduz em ardores
los silencios de mi tiempo
os silêncios do meu tempo
concha oceánica donde se ahogan mi alma
vulva oceânica onde se afogam minha alma
mi cabeza mi fuego
minha cabeça meu fogo
concha bíblica ahuecada
vulva bíblica oca
sobre el diluvio / desierto
sobre o dilúvio / deserto
del mundo para salvarme
do mundo para salvar-me
concha sagrada recogida sobre sí majestuosa
vulva sagrada recolhida sobre si magestuosa
y silenciosa como una catedral
e silenciosa como uma catedral
concha guerrera levantada sobre sólidos pilotes
vulva guerrera ereta sobre sólidos palafitos
contra la violencia y el saqueo
contra a violência e o saque
concha monstruosa cuando el aislamiento la aureola
vulva monstruosa quando o isolamento a aureola
de santidad y virginidad
de santidade e virgindade
concha ventrílocua abierta al miedo a la timidez
vulva ventríloqua aberta ao medo à timidez
la fuerza o el tedio
à força ou ao tédio
concha mitológica penetrada por aves como por
/ hermanos
vulva mitológica penetrada por aves como por
/ broders
concha mística al ser la puerta del gemido
vulva mística ao ser a porta do gemido
Y de la carne atemorizada
E da carne horrorizada






Cristino Bogado [ Asunción, 1967],
Es director de Jakembó editores y autor de varios textos de narrativa y poesía. Dandy Maká apareció originalmente en español con el título de Dandy ante el vértigo [2004]


A traduzao es obra del poeta en poroúñol salvajem u Douglas Diegues!

jueves, 20 de septiembre de 2007

Historia egoísta de la literatura francesa

Obedeciendo los consejos de mi colega J.-Fr. Fogel, me puse a leer la inmensa Histoire égoïste de la litterature française de Charles Dantzig (¡casi mil páginas!) y como ya nos había advertido a sus lectores, en efecto, estoy maravillado. Reír a carcajadas con una historia de la literatura no pasa todos los días. Dantzig, además, tiene un inmenso conocimiento de lo que ama. Me admira el tono desabrochado, ácido, realmente egoísta del autor, grabado al acero en una prosa que oscila entre Pascal y Liberation. Su manera de tratar a las vacas sagradas es inconcebible en España. No se esfuerza por ser educado y caer simpático, sólo quiere expresar del modo más directo y salvaje sus emociones como lector compulsivo, sin separar el momento de la adoración y el momento del odio. A modo de ejemplo, traduzco un párrafo dedicado a Colette para que se animen los editores españoles. “Dado que en sus últimos años se había convertido en una vieja dama que sólo hablaba de confituras, todo el mundo decidió que era una anciana deliciosa. Esta grandísima astuta sabía ocultar su egoísmo, que no era pequeño, y como un gordo abejorro nunca dejó de estar sumamente pendiente de sus placeres, primero los carnales, luego los digestivos. Colette era un vientre. En pocas palabras, era asquerosa. ¡Ah, cómo comprendo, cada vez que la leo, la ira de Baudelaire contra George Sand! El instinto, la lujuria, el género hembra, la glotona que sucede a la insumisa, esas páginas que parecen sábanas arrugadas, manchadas de semen y croissant con mantequilla! ¡Vieja coqueta natural a la manera de la Sevigné, falsa compasiva, degolladora de pollos! ¡Puaf, puaf, puaf!”. No importa ahora si el juicio es o no es justo, si es o no es misógino, si exagera o no exagera la abyección moral de Colette. Lo que importa, a mi modo de ver, es la intimidad con la que detesta a Colette, su implicación casi corporal, como si hablara de una tía materna, una prima o una novia que nunca le hizo el menor caso y a la que abraza en sueños húmedos y violentos. Lo que me gusta de Dantzig es esa música pasional y desolada del que ama sin esperanza.


fuente:
  • Blog de Félix de Azúa
  • martes, 4 de septiembre de 2007

    Abuela tamagochi

    VIGOR MORTIS

    hola vengo del pais de las uñas

    en rigor

    debo declarar

    ke no creo en quiromànticos

    reniego de la moral de los alicates

    de la ansiedad pizpireta

    del clìtoris rococò de mi tìa abuela

    ya no acaricio el lomo de los gatos

    estoy harto de la acetona

    los fucsias inapelables

    mugres fieles

    fieltros cutres del desencanto

    no màs la claustrofobia de las tardes

    llame y gane rece y salve santa maria bucetiña de los pobres

    ya solo bebo creosota

    ante la carcoma de los dìas de lluvia

    chau chau guantes de cabritilla

    no màs jakes por hambre

    ni braille de braguetas

    o tortillas pàlidas

    con amiguitas livianas

    ni hablar de pianos

    de las panoplias

    de las opiparas morcillas

    de la flauta el pan

    de hamelin los niños

    ke manos grandes tienes

    para acariciarte mejor

    estoy al pelo con la tristeza

    y la avara alegrìa aunke mìseras

    suele arrojarme aùn sus monedas.........

    de próximo Libro jakembotiano "El pombero tamagochi", de Edgar Pou